«Amamantar a tu hijo es un derecho, no un deber»

Socias de Criarte y sus hijos en la jornada inaugural del foro celebrado este fin de semana. /N.J.G.
Socias de Criarte y sus hijos en la jornada inaugural del foro celebrado este fin de semana. / N.J.G.

Así lo han defendido cerca de 150 familias andaluzas en un foro sobre lactancia y maternidad celebrado en Huétor Tájar y coordinado por la asociación del Poniente 'Criarte'

N.J.G.Huétor Tájar

Este fin de semana, el recinto municipal de Cerro Beylar, en Huétor Tájar, ha sido el escenario del VI Foro Andaluz de Lactancia Materna. Y las casi 150 familias andaluzas que han participado en él lo tienen claro: amamantar a un hijo es un derecho, una opción personal que ha de ser respetada por el entorno personal, laboral y social de la mujer, pero para nada un deber o una obligación. Se aleja así este colectivo de cualquier presión social, tópico o prejuicio en torno a lo que ha de hacer una familia en la crianza de sus hijos, un espacio de libertad de decisión en el que se ha centrado en todo momento el programa de este foro, coordinado en esta ocasión por la asociación del Poniente Criarte.

Criarte es un claro ejemplo de un colectivo centrado en dar apoyo y asesoramiento a las mujeres que se inclinan por la lactancia materna, una forma de crianza en los primeros meses y años de vida que no siempre es sencilla y que demuestra ser diferente en cada experiencia. Pero entre sus socias, varias decenas, hay de todo. Mujeres que optan por dar el pecho mientras que les sea posible, mujeres que ya han dejado de amamantar… La cuestión es que, como se puso de manifiesto en el foro, las decisiones respecto a la crianza de los hijos requieren de más respeto, menos presión social y más medidas de apoyo en muchos casos.

Bajo el eslogan 'Las mujeres que viven en mi maternidad', este foro ha querido llamar la atención sobre esa diversidad de opciones a la hora de ser madre, esas muchas facetas que puede y debe tener una mujer, antes y después de esa otra decisión personal que es la maternidad. Por eso estas 150 mujeres y familias de grupos de apoyo a la lactancia materna de Andalucía la han defendido «como un derecho de la mujer y no como un deber». Según Candi Cabrera, de Mamilactancia, «la lactancia materna es una cuestión de salud pública» que requiere de una formación integral de los profesionales que intervienen durante todo el proceso de embarazo, parto, lactancia y crianza. «Cuanto antes se proteja de forma eficaz la lactancia mucho mejor, pues están demostradas sus bondades», destacó Cabrera.

Frente a los estereotipos que aún pesan sobre esta decisión, el foro reivindicó más ayuda para las mujeres que deciden amamantar. «Cuando una madre opta por la lactancia materna necesita una red de apoyos, empezando por la propia familia». Tanto la Organización Mundial de la Salud (OMS) como UNICEF o la Asociación Española de Pediatría (AEPED) recomiendan que la lactancia materna continúe al menos hasta los 24 meses del bebé. Tal y como se volvió a poner de manifiesto en este foro, diversos estudios científicos han constatado que la lactancia materna es la mejor forma de alimentar de forma exclusiva a los bebés hasta los seis meses, y, junto con otros alimentos, hasta los dos años.