Loja se embarca en un plan local para cambiar la problemática social de la Alfaguara

Loja se embarca en un plan local para cambiar la problemática social de la Alfaguara
N.J.

Este programa piloto, de trabajo transversal y comunitario, ha recibido 800.000 euros de subvención para contratar a 5 profesionales durante 4 años

N.J.G.Loja

En los últimos días, Loja ha dado un paso más en su intento de cambiar la realidad de la zona con mayor problemática social de la ciudad: el barrio de la Alfaguara. El Consistorio lleva más de doce años trabajando aspectos educativos y de convivencia desde la Casa de Zonas, enmarcada en el Programa de Transformación Social de Zonas de la Junta de Andalucía, pero ahora inicia un plan «mucho más ambicioso y completo, que busca una intervención social, comunitaria, urbanística, integral», explican desde el área de Bienestar Social.

La primera etapa de este proyecto, que se espera completar sucesivamente con nuevas subvenciones y aportaciones del propio consistorio, ha comenzado esta misma semana con la contratación de cinco profesionales que se incorporan a este nuevo plan local. Para ello, el Ayuntamiento ha recibido una subvención de 800.000 euros de fondos europeos -y gestionados por la Junta-, íntegramente destinados a recursos humanos. Serán 5 profesionales: tres trabajadores sociales, una educadora social y una psicóloga contratados durante cuatro años.

Como explicó la directora del área de Servicios Sociales, Ana Ávila, «el plan es especialmente completo porque también implica a diferentes colectivos y asociaciones, como parte de otra de las 'patas' de la intervención que se desarrollará en la zona». Ávila espera que el aumento de profesionales y la participación de las asociaciones sea un impulso en este sentido. Según la concejala de Bienestar Social, Matilde Ortiz, y el alcalde, Joaquín Camacho, también habrá proyectos con otra financiación, como es el caso de la construcción de un parking y pistas deportivas en el Huerto de María Ruiz, la reurbanización de la Calle Real o la Alcazaba y la construcción de un centro cívico en el aulario de la Alfaguara.

Mejorar la empleabilidad

Según los coordinadores del programa, el principal objetivo de este plan es mejorar la empleabilidad. En concreto, el objetivo mínimo es alcanzar a 314 personas, un objetivo factible teniendo en cuenta que en estos dos barrios viven 1.020 vecinos. El programa exige que se dé un 50% de éxito, es decir, que al menos la mitad de esa población se hayan inscrito en el Servicio Andaluz de Empleo, en alguna formación educativa o logren un puesto de trabajo. Además, el 48% de esa mitad han de ser mujeres. La oficina de atención del plan estará ubicada en una de las salas de la Jefatura de la Policía Local, en el barrio de la Alfaguara, desde donde se trabará en un triple objetivo: la mejora del hábitat, el empleo y la transformación social, destacó el técnico de la Casa de Zona José Antonio Morales.

Para el alcalde de Loja, «estos 4 años son básicos y fundamentales» para lograr una transformación. Camacho cree que el problema está «diagnosticado y focalizado» y solo queda darle soluciones, «que existen», insistió, para luego referirse a la reciente puesta en marcha de la Mesa de Trabajo de la Alfaguara. La concejala de Bienestar Social, Matilde Ortiz, habló por su parte de las actividades de verano de la Casa de Zonas, que celebrará jornadas de puertas abiertas del 24 al 28 de junio y acogerá propuestas como la escuela de verano para alumnos de secundaria, el aula de informática, los talleres de ocio y tiempo libre, el aula de juegos y las actividades en la piscina.

Temas

Loja