Un nuevo depósito de oxígeno criogénico garantiza el suministro del hospital lojeño

Un nuevo depósito de oxígeno criogénico garantiza el suministro del hospital lojeño

Permitirá mejorar la seguridad en el abastecimiento de este gas medicinal con un espacio de 3.600 litros

IDEALLoja

El Hospital de Alta Resolución de Loja mejora sus instalaciones con la instalación y puesta en servicio de un depósito de oxígeno criogénico, para su uso medicinal. La incorporación de esta infraestructura técnica permite mejorar la seguridad en el manejo de este gas, así como garantizar el suministro ante el incremento de la demanda asistencial.

El nuevo depósito de oxígeno criogénico del Hospital de Alta Resolución de Loja tiene una capacidad total de 3.600 litros. Su instalación, incluida dentro del concurso público de suministro y mantenimiento de gases medicinales del centro, ha supuesto una inversión de más de 6.000 euros. Gracias a la incorporación de este tanque se podrán ahorrar más de 20.000 euros al año en el suministro de oxígeno al centro, al cambiar las botellas de gas por oxígeno líquido criogénico.

Hasta ahora, se empleaban para los tratamientos con oxígeno ofrecidos en el Hospital de Alta Resolución de Loja botellas de gas de menor capacidad, que se conectaban a la red de suministro. La instalación del tanque permitirá una mayor capacidad de respuesta ante el aumento progresivo de la demanda asistencial en el centro, garantizando el suministro. Igualmente, al disponer de dos fuentes de abastecimiento, se cuenta con un sistema de seguridad alternativo ante eventuales incidencias.

El depósito de oxígeno criogénico está equipado con un sistema de telemetría, que detecta automáticamente el contenido y alerta de la necesidad de rellenado cuando el nivel de carga desciende por debajo del 30%.

Otros gases medicinales

Además del oxígeno, para el normal funcionamiento del hospital es necesario el suministro de otros gases de uso medicinal. El aire medicinal, de similar composición al atmosférico, pero libre de microorganismos, polen o cualquier otra impureza, se emplea para tratamientos médicos y el Hospital de Alta Resolución de Loja dispone de una red centralizada de suministro a todas las zonas de tratamiento de pacientes.

El aire motriz se usa en los centros sanitarios para dar suministro a todas aquellas máquinas que funcionan con aire a presión. En el centro hospitalario de Loja se emplean en las áreas de Quirófano y Esterlización.

En el laboratorio se usa además nitrógeno líquido, para la fabricación de hielo, que posteriormente se emplea para garantizar la conservación de las muestras analíticas durante el transporte.