El Ayuntamiento lojeño recurrirá la sentencia que le obliga a devolver 1,3 millones a la Junta

El Ayuntamiento lojeño recurrirá la sentencia que le obliga a devolver 1,3 millones a la Junta
N.J.G.

Lo anuncia el alcalde, Joaquín Camacho, que culpa de la situación al anterior gobierno socialista mientras que el PSOE le reprocha «su nefasta gestión» del Centro Deportivo, pendiente aún de otro contencioso

N.J.G.Loja

El pasado fin de semana se conocía la sentencia del TSJA de Andalucía que determina que el Ayuntamiento de Loja tiene que devolver a la Junta 1,3 millones de euros por la subvención autonómica que recibió para realizar el Centro Deportivo Urbano, una obra no terminada que preveía ofrecer unas instalaciones con piscina cubierta, entre otros servicios. El alto tribunal andaluz daba así la razón a la Junta en el contencioso-administrativo por el que pedía al consistorio lojeño el reintegro de una ayuda, que, aunque invertida, repercute en una obra no ejecutada en los plazos previstos. De hecho, está parada desde 2012.

Ante la noticia, el gobierno municipal (PP) anunciaba en las últimas horas que recurrirá la sentencia «ante todas las instancias judiciales que sea necesario», manifestaba el alcalde, Joaquín Camacho, que culpa al anterior gobierno socialista de la situación actual «por su nula previsión al firmar un convenio sin contar con la liquidez presupuestaria para aportar su parte de la inversión». Mientras, el PSOE lojeño tilda de «nefasta gestión» la actuación del alcalde lojeño y su equipo de gobierno en torno a este proyecto y considera que es «el único responsable de lo que ha pasado». «Pedimos explicaciones a Camacho sobre este tema y sobre cómo se van a pagar ese 1,3 millones de euros -más los intereses legales- que hay que devolver a la Junta», reprochaba el portavoz socialista lojeño, Gonzalo Vázquez, que también recordaba el otro contencioso-administrativo que el Consistorio mantiene con la empresa adjudicataria con la que se rescindió el contrato.

Tras conocerse el dictamen del TSJA, Camacho, por su parte, volvía a referirse a la situación del Ayuntamiento siete años y medio atrás, cuando el PSOE perdió la alcaldía y se inició el gobierno de coalición entre PP y CpL. Según Camacho, su gobierno asumió «proyectos que no contaron con un plan de financiación» y, además, «en el peor momento de la crisis, teniendo que pagar 6 millones de euros sin recursos y sin poder pedir préstamos por la deuda que había», apuntaba Camacho, culpando al gobierno socialista de la situación de estancamiento vivida por proyectos como el centro deportivo o la guardería pública de la avenida Tierno Galván. Una situación que el regidor lojeño calificó de «regalo envenenado».

«Desidia» y «falta de gestión», según el PSOE

Por el contrario, para la secretaria de Política Municipal del PSOE de Granada, Olga Manzano, al regidor «le ha podido la desidia, le han faltado ganas y ambición para gestionar una ayuda tan importante como la que dio la Junta en su momento». «Va a tener que devolverla por no haber sido capaz de cumplir con los plazos que recogía el convenio, a pesar de que el Gobierno andaluz le dio un plazo de 36 meses más para que pudiese culminarlo», añadía la socialista, que también consideraba ante los medios que «esta mala gestión va a tener consecuencias directas, sobre todo, para la ciudadanía».

En cuanto al proyecto, los socialistas manifestaban que «el tiempo» les ha «dado la razón». En este sentido, Gonzalo Vázquez recordaba que el PSOE «siempre fue partidario de que estas instalaciones se construyeran en tiempo y forma, sin tener que recurrir a ningún préstamo y sin que mediara resolución judicial alguna«, comentaba el también secretario general del PSOE lojeño, que votó en contra de pedir un préstamo de más de 3 millones de euros recientemente para acabar la obra. »Estaba este contencioso y otro más aùn por resolver y, por supuesto que queremos unas instalaciones como éstas, pero no de esta forma«, afirmaba Vázquez.

Negociación con el nuevo consejero

Por su parte, además del anuncio de ese recurso judicial, el alcalde lojeño adelantaba que, en las próximas fechas, mantendrá una reunión con los nuevos responsables de la Consejería de Deportes de la Junta para buscar una solución a este caso. «Nos encontramos con un muro de piedra en la Junta», argumentaba Camacho en relación a que, según el regidor, anteriormente «no hubo voluntad por parte de la Consejería de ampliar el plazo». «¿De dónde sacábamos más de 3 millones de euros cuando no podíamos ni pagar la luz y no podíamos financiarnos?», se preguntaba Camacho, que cree que «se hizo una gestión responsable con los recursos que había y con la situación de endeudamiento de años atrás». El primer edil entiende que la Junta debe de ser consciente de que la subvención solicitada está invertida en la obra y que es ahora, después de reactivar la obra con una nueva adjudicataria, cuando la infraestructura se va a poder llevar a cabo. »La adjudicación de la obra irá al pleno de febrero y el Centro Deportivo podrá estar listo finales de este año o principios del que viene», mantenía ante los medios el regidor lojeño.