500 vecinos de Loja "se mojan" para impedir que sus sanitarios sean trasladados

500 vecinos de Loja "se mojan" para impedir que sus sanitarios sean trasladados
FOTOS: J.M.M.

Pese a la lluvia, los ciudadanos de Ventorros de San José y La Fábrica se concentran ante el consultorio para pedir que su médico y su enfermero sigan prestando servicio en la zona

N.J.G.LOJA

Unos 500 vecinos de Loja "se mojaban" ayer por la mañana para intentar parar el traslado de su equipo sanitario, un medico y un enfermero que llevan algo más de 14 meses atendiendo a los pacientes que acuden a los consultorios de las pedanías de Ventorros de San José y La Fábrica. Pese a la inestabilidad atmosférica de la jornada, con lluvia y aire, una numerosa representación de la ciudadanía de estos pueblos lojeños se volcó con la concentración, convocada por las asociaciones de vecinos de ambas localidades rurales, que suman 1.200 habitantes.

Con pancartas en una mano y el paraguas en otro, los vecinos mostraban así su rechazo a un traslado que, según el alcalde pedáneo de Ventorros, José Antonio Arco, se conocía hace pocas semanas y, de materializarse, se producirá el próximo mes de enero. "Llevan algo más de un año pero se han ganado a la gente con su simpatía y entrega", comentaba una vecina. "Estamos todos muy contentos con ellos, sobre todo nuestros mayores, por los que se interesan como nunca hasta ahora hicieron otros profesionales", aseguraba otra, que insistía en que podrían venir "otros iguales que ellos, pero mejores imposible".

La puerta y las salas de espera del consultorio ventorreño se llenaron de familias para protestar por el traslado, que también quieren paralizar con una recogida de firmas que el alcalde pedáneo de Ventorros, Arco, y la alcaldesa de La Fábrica, Mª Luz Aguilera, llevarán la semana que viene al Distrito Sanitario Metropolitano de Granada Todo con la idea de impedir el traslado. "Sabemos que no se tiene porqué producir; además ellos tampoco quieren irse. Si no, no nos hibiéramos movilizado de este modo", indicaba otro ventorreño, mientras que estos facultativos desarrollaban su jornada laboral con la misma profesionalidad que les ha hecho ser tan queridos por los vecinos de estos dos núcleos rurales.

Los atienden dos dias a la semana en el caso de La Fábrica y todos los días en el caso de Ventorros, que supera los 800 vecinos. "Hay incluso gente de La Fábrica que tenía su médico en Huétor Tájar y ha cambiado aquí por lo mucho que le gusta el trato y el trabajo de ambos sanitarios", relataba Aguilera, que portaba junto a Arco y otros representantes como el propio alcalde de Loja, Joaquín Camacho, la pancarta central de la reivindicación. "Creemos que es lógico que los vecinos quieran un equipo sanitario estable y no que se lo cambien cada pocos meses", declaraba el alcalde lojeño.

Temas

Loja

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos