Recibir el año con barbacoas y manga corta

Recibir el año con barbacoas y manga corta
  • Nació en Bolivia hace 23 años y, pese a su juventud, ha pasado más años fuera de su país de origen que en él. A los diez años se fue a Argentina y desde hace cinco años -desde los 18- reside en Loja, primero con sus padres y ahora con sus tíos. Pero Arlena Rocha Ampuero recuerda perfectamente cómo fueron las navidades y nocheviejas de su infancia.En Bolivia ahora es verano, así que la cena de Nochevieja más habitual es una gran barbacoa.

"Bueno, eso y la ensaladilla rusa; allí la comemos mucho en días como ese", comenta riendo. Además de celebrar la Navidad en manga corta, muchas cosas son allí diferentes. Por ejemplo, los regalos se dan en Navidad porque allí los reyes se conocen pero no se celebran. Otra costumbre habitual en Bolivia, nos dice Arlena, es "cruzar la calle con una maleta vacía". "Es una forma –explica- de llamar a la suerte en el año nuevo, sobre todo si vas a viajar o cambiar de residencia, algo que es muy frecuente entre los bolivianos. Mucha gente sale del país cada año".Arlena es de Cochabamba, una de las ciudades más conocidas de Bolivia. Allí la economía se basa en la agricultura fundamentalmente. "Cultivamos una gran variedad de fruta y verdura". Después de estar desde 2002 en España, sus padres se han vuelto a Bolivia, donde regentan una tienda de Ultramarinos. "Antes que volver a Bolivia prefiero seguir viajando, conociendo mundo. Y no me importaría volver a Argentina". En el país andino, Arlena vivió toda su adolescencia, desde los 10 a los 18 años.Pero si hay algo que no ha perdido Arlena, desde que pasara sus primeras navidades en Bolivia, es la tradición de limpiar a conciencia la casa en los días previos a la entrada de año. "Limpiamos nuestras casas en profundidad. Es una forma de quitar lo malo del año y recibir el año nuevo preparados, relucientes". Sin embargo, no todo es distinto: la costumbre de tomar uvas sí se celebra allí. "Sí, las doce uvas nos las tomamos como aquí, sólo que allí cada uno se las toma a una hora distinta –sonríe- porque no se retransmiten en directo como aquí y cada casa se las toma conforme a su reloj".Para empezar el año, Arlena y su familia brindarán con sidra o champán y comerán 'panettone' y galletas. "Son los dulces navideños en Bolivia. Allí no sabemos lo que son los mantecados o el turrón", aclara. Respecto a la posibilidad de residir de nuevo en Cochabamba, esta jovencísima boliviana lo tiene claro. "No quiero volver por ahora. Estoy intentando encontrar trabajo de Administración y Finanzas, que es lo que he estudiado aquí en Loja. Si no, quizá me establezca en Argentina, me encantó vivir allí", asegura la inquieta boliviana.