El gobierno lojeño reprocha a la Junta su «negativa» a retirar el adoquinado del centro histórico

El gobierno lojeño reprocha a la Junta su «negativa» a retirar el adoquinado del centro histórico

Según el alcalde, la Delegación de Cultura «da la espalda» al proyecto municipal de dar una solución mixta, de adoquín y asfalto, a la calzada que va de calle Real a plaza de la Victoria

IDEAL Loja

«Con la postura de Cultura en vez de resucitar los cascos históricos, los están enterrando». Así de contundente se mostró el alcalde de Loja, Joaquín Camacho, ante «la negativa» de la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía a la solución mixta, adoquín y asfalto, presentada por el Ayuntamiento lojeño para solucionar el deterioro constante de la arteria principal de la ciudad. Según el gobierno lojeño, «la administración autonómica afirma que el proyecto, de cerca de 500.000 euros que actuaba desde la Iglesia de la Encarnación a la Avenida de Los Ángeles, incumple el Reglamento de Protección y Fomento del Patrimonio Histórico de Andalucía».

Para el equipo de gobierno del Ayuntamiento lojeño, «la respuesta de la Junta a tal propuesta es confusa ya que por un lado insiste en la obligatoriedad de acabados en piedra en todo la zona catalogada de Casco Histórico pero por otro citan el artículo 3 de dicho reglamento, que posibilita la solución mixta planteada». A juicio del concejal de Urbanismo, Joaquín Ordóñez, «es un error de interpretación» de la administración autonómica. «El propio catálogo de protección prevé esta solución, no se comprende el afán de Cultura de mantener los adoquines», comentó el edil en una reciente comparecencia, en la que también recordó que la solución mixta solo es para la arteria principal ya que en el resto de calles se mantendrá el adoquinado. No obstante, Ordóñez afirmó que desde su Área «se seguirá trabajando, ya que hay base legal para reclamarlo».

«APoyo social y comercial»

Según el gobierno local, el Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Loja ha estado trabajando las últimas semanas en la elaboración de documentación que acredite la solución de colocación de una base mixta, que evite el deterioro del firme en una zona que soporta mucho tráfico. En esta documentación hay un informe de la Policía Local, que destaca la densidad del tráfico en el vial, la inexistencia de calles alternativas y cómo su reparación altera el tráfico de la zona. También incide el informe policial en que hasta 2001 el asfalto era el material de la vía.

En la misma línea, el gobierno local destaca «el apoyo de las asociaciones de comerciantes de la ciudad»a la medida propuesta. Según el consistorio, tanto la Asociación de Comerciantes y Empresarios del Casco Histórico de Loja como la Asociación Lojeña de Comercio e Industria ven necesario actuar en esta parte del centro histórico, siempre con el mínimo perjuicio a comerciantes y ciudadanos.

Ante la respuesta de la Junta, el alcalde de Loja, Joaquín Camacho, se mostró muy crítico y aseguró que «la diligencia de la Delegación de Cultura se está convirtiendo en uno de los principales problemas del Casco Histórico». El primer edil reiteró el apoyo social y comercial a la medida. «Es un sentir mayoritario», comentó Camacho, partidario «de buscar soluciones y no poner trabas». Camacho concluyó adelantando que «de, seguir el bloqueo, se actuará antes de final de año en las zonas del adoquinado que estén en peor estado».

Temas

Loja

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos