El Ayuntamiento lojeño espera culminar este año la obra del Centro Deportivo Urbano

El Ayuntamiento lojeño espera culminar este año la obra del Centro Deportivo Urbano
FOTOS: J.M.M.

Tras la autorización de la Junta, el Consistorio podrá financiar la terminación de estas instalaciones deportivas, en las que se prevé invertir 3,7 millones de euros

N.J.G. Loja

El Centro Deportivo Urbano de Loja es una de esas obras que, como ocurre en casi todos los municipios, la crisis económica y la situación de endeudamiento de las arcas públicas dejó en espera de un momento más propicio. En el caso de las citadas instalaciones deportivas -que incluirán unas piscinas cubiertas, pistas y gimnasio entre otras cosas- el escollo mayor vino por problemas con la empresa adjudicataria de la obra, que además en convenio cofinanciaba la actuación a cambio de la gestión del edificio durante un periodo de tiempo determinado. Tras "el incumplimiento" de la empresa en lo referente a la ejecución, llegó otro rosario de trámites hasta que se pudo rescindir el acuerdo con la concesionaria y ahora, en 2018, parece que se podrá concluir la obra, tal y como anunció estos días el alcalde, Joaquín Camacho, satisfecho tras la autorización de la Junta de Andalucía que permite al municipio realizar una operación de crédito para acabar la obra.

Iniciada en 2010 y estancada desde 2013, la obra podría estar terminada en este año y entrar en funcionamiento el próximo 2019. Así lo aseguró Camacho, que explicó que en este momento, y tras un estudio de mercado que ha permitido conocer las expectativas reales de un servicio de estas características, "se está en un periodo previo de adaptación del proyecto para que no sea insostenible y dé respuesta a lo que realmente necesita Loja y su comarca", indicó el regidor.

La intención del Ayuntamiento es sacar a licitación la conclusión de la obra en este primer trimestre y que, incluso antes de que se termine, se adjudique también la gestión de las instalaciones para que esa misma empresa se haga carga de la legalización de la obra.

Camacho, acompañado por el concejal de Deportes, José Antonio Gallego, anunció la próxima concertación del crédito que permitira, con más de 3,7 millones de euros, terminar esta infraestructura a medio hacer y con "desperfectos" y "deficiencias" que ahora tendrá que subsanar la empresa que retome la obra. El primer edil argumentó que "ahora sí hay viabilidad económica para desbloquear este proyecto" y defendió la mejora en la situación de las arcas municipales como factor determinante para ello.

Prioridad

El Centro Deportivo Urbano estuvo subvencionado en su inicio con 1,7 millones de euros de la Consejería de Deporte de la Junta y planteaba una cofinanciación público-privada entre Consistorio y la empresa adjudicataria, Equidesa. "En su momento fue calificada como una experiencia innovadora de financiación, pero al final no funcionó por diferentes circunstancias, fundamentalmente por el incumplimiento por parte de la empresa", detalló el alcalde lojeño, que subrayó que esta obra "es ahora la prioridad en las inversiones de la ciudad".

Además de las dos piscinas cubiertas, que ya se perciben en la estructura levantada hasta el momento, las instalaciones incluirán también un amplio gimnasio de cerca de 600 metros cuadrados, pistas deportivas de tenis y pádel y unas 30 plazas de aparcamiento aprovechando el sótano del edificio.

'LojAgua', que es como se llamó al proyecto, completaría así la Ciudad Deportiva de la Joya, donde también están el Pabellón Alfeia y el Estadio Municipal Medina Lauxa. Según el proyecto inicial, el centro deportivo concentraba 1.700.000 euros del Ayuntamiento, la misma cantidad de la Junta y 2.800.000 de Equidesa, que además se haría cargo de administrar el centro ofertando precios públicos aprobados por el Ayuntamiento. También según las previsiones iniciales, la obra debería haber acabado en 2012.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos